Construsur Inicio | Imprimir el artículo Imprimir | Descargar el artículo en formato PDF PDF | Compartir: Delicious DIGG Meneame Technorati Yahoo Fresqui |

KAIZEN Y La Competencia.

Las compañías japonesas compiten por una mayor participación en los mercados, mediante la introducción de nuevos productos, más competitivos. Usando y mejorando las últimas tecnologías.
Por lo general la fuerza motriz de la competencia es el Precio, Calidad y Servicio, Sin embargo en Japón, la causa final de la competencia es la misma competencia.
Cuando las utilidades son el criterio de mayor importancia para el éxito de un negocio, es concebible que una compañía permanezca sin cambio durante más de un cuarto de siglo. Sin embargo, cuando las compañías están rivalizando una con otra sobre la fuerza del KAIZEN, el mejoramiento debe ser un proceso en marcha. Kaizen asegura que habrá un mejoramiento continuo por el bien mismo del mejoramiento.

La administración orientada al proceso respecto de la administración orientada a los resultados.

KAIZEN genera un pensamiento orientado al proceso, ya que los procesos deben ser mejorados antes de que se obtengan resultados mejorados. Esta orientado también, hacia las personas y dirigido a los esfuerzos de las mismas.
El pensamiento oriental esta orientado al proceso mientras que el pensamiento occidental se encuentra orientado hacia los resultados.


Criterios (P) orientados al proceso (P) en función de los criterios (R) orientados hacia los resultados.
Los criterios P requieren una visión a largo plazo, puesto que están dirigidos hacia los esfuerzos de las personas y con frecuencia requieren un cambio de comportamiento. Por otro lado, los criterios R son más directos y cortoplacistas.
Una de las características distintivas de la administración japonesa ha sido que han hecho un esfuerzo consistente para establecer un sistema que apoye y estimule los criterios P en tanto que da un reconocimiento pleno a los criterios R. En el nivel de los trabajadores la administración japonesa con frecuencia ha establecido sistema separados de recompensas para los criterios P. Mientras que las recompensas para los criterios R son de índole financiera directamente relacionadas con los ahorros o utilidades realizadas, las de los criterios P con mayor frecuencia son reconocimientos y honores de relacionados con el esfuerzo realizado.


La forma de pensamiento orientada al proceso llena el vacio entre el proceso y el resultado, entre los fines y los medios, entre las metas y las medidas, y ayuda a las personas a ver todo el cuadro de desviaciones. Ha sido implementado en todas las áreas funcionales de las compañías desde la base hasta la cúspide de la pirámide organizacional.
Por definición, un gerente debe estar orientado hacia los resultados. No obstante, cuando observamos el comportamiento de los gerentes de éxito, es evidente que también tiene un enfoque hacia el proceso. La toma de decisiones esta basada tanto en criterios P como así también en criterios R.
Un gerente orientado al proceso que tiene un genuino interés en los criterios P estará interesado en:
- Disciplina
- Administración del tiempo
- Desarrollo de habilidad
- Participación y compromiso
- Moral
- Comunicación
Si la administración hace un uso positivo de la forma de pensamiento orientada al proceso y la refuerza con la estrategia KAIZEN, logrará que la competitividad general de la compañía mejore a largo plazo.

Bibliografía consultada : Kaizen autor Massaki Imai

Página 3 de 3

Volver arriba Volver arriba | Imprimir el artículo Imprimir | Descargar el artículo en formato PDF PDF | Compartir: Delicious DIGG Meneame Technorati Yahoo Fresqui

Lo más leído

Relacionadas

Normas IRAM